27 feb. 2013

Huesos de santo

Los huesos de santo, son unos dulces hechos de mazapán que normalmente se rellenan de dulce de yema o yema fina aunque cada persona los puede rellenar de lo que mas le guste. Tradicionalmente  se elaboran en fechas próximas al día de Todos los Santos (Noviembre). Pueden parecer difíciles de hacer, pero en realidad, son muy fáciles. Empecemos y ya veréis que sencillos son.

INGREDIENTES:

Mazapán

  • 200 grs de azúcar
  • 150 grs de almendra molida
  • 100 ml de agua
  • Azúcar glasé

Dulce de yema

  • 100 grs de azúcar
  • 4 yemas de huevo
  • 50 grs de agua

ELABORACIÓN:


  1. Preparar un almíbar con el agua y el azúcar. Poco a poco añadir la almendra hasta formar una masa homogénea y dejar enfriar.
  2. Por otro lado, hacemos otro almíbar con el agua y el azúcar, y cuando esté listo, lo incorporamos poco a poco a las yemas batidas.
  3. Introducimos la mezcla en el recipiente donde hemos hecho el almíbar y se calienta al baño María, evitando que entre en ebullición porque la pasta se podría cortar. Una vez que haya espesado bien, dejar enfriar.
  4. Cogemos el mazapán y lo amasamos con un rodillo, espolvoreando toda la superficie con azúcar glasé para que se consiga un aspecto blanco de los huesos.
  5. Hacemos tiras del tamaño que consideremos más adecuado, pero con las dimensiones suficientes para hacer los canutillos. Cada tira se enrolla en un palo de 1 cm. de grosor (sed creativos a la hora de elegir la manera de enrollar :)) y pegamos la masa con los dedos.
  6. Nos aseguraremos de espolvorear cada canutillo con el azúcar glasé para evitar que la masa se pegue al palo. Se saca la masa del palo y se deja enfriar. Luego se rellena con la pasta de yema.

Huesos de santo